URUGUAY | ALUR: rebaja del azúcar es un “importante beneficio” para consumidores

El diputado nacionalista Nicolás Olivera denunció que se tratada de una competencia desleal que afectaba a la empresa privada Azucarlitos.

Tras la polémi­ca que se ha gen­er­a­do por la reba­ja del pre­cio del azú­car al con­sumo y por el cual ALUR se había lla­ma­do a silen­cio, aho­ra la empre­sa emi­tió un comu­ni­ca­do en el que expli­ca los motivos por el cual los pro­duc­tos Bel­la Unión están más baratos.

Según la empre­sa sub­sidiaria de Ancap, en el últi­mo año el mer­ca­do del azú­car “ha esta­do sig­na­do por una serie de impactos a niv­el inter­na­cional, region­al y nacional”. Entre ellos se desta­can una impor­tante reduc­ción de los pre­cios inter­na­cionales y el ingre­so al país de un gran número de mar­cas de azú­car impor­ta­da, prin­ci­pal­mente prove­nientes de Brasil, que se ven­dan a un pre­cio con­sid­er­able­mente menor.

Pero tam­bién, men­cio­nan que Azu­car­l­i­to (empre­sa pri­va­da nacional de pro­duc­tos de azú­car) ha lan­za­do segun­das mar­cas que se com­er­cial­izan a un pre­cio 15% menor que la mar­ca prin­ci­pal.

“En este con­tex­to, ALUR resolvió una baja del pre­cio de ven­ta al públi­co como for­ma de adap­tarse a los movimien­tos pre­vios del mer­ca­do local y refle­jar en este las varia­ciones del mer­ca­do inter­na­cional”, dice el comu­ni­ca­do.

Con­sid­er­an que de esa for­ma se está defen­di­en­do a una indus­tria que involu­cra a más de 2.700 per­sonas. Además, men­cio­nan: “Este impor­tante ben­efi­cio que lle­ga a los hog­a­res de todos los uruguayos se sus­ten­ta en defini­ciones de carác­ter com­er­cial de las reglas de juego de la libre com­pe­ten­cia”.

Quien instaló la polémi­ca sobre este tema fue el diputa­do nacional­ista Nicolás Oliv­era, que señaló que la reba­ja de los pre­cios del azú­car de ALUR se tra­ta de una com­pe­ten­cia desleal que afec­ta pro­fun­da­mente a la empre­sa Azu­car­l­i­tos.

Oliv­era, rep­re­sen­tante del depar­ta­men­to de Paysandú, señaló que se tra­ta de dump­ing, una com­pe­ten­cia desleal en la que una de las empre­sas vende sus pro­duc­tos por deba­jo del cos­to. “Si bien quer­rá recu­per­ar parte del mer­ca­do que está en manos de la indus­tria brasileña, está per­ju­di­can­do enorme­mente a la otra empre­sa nacional”, dijo el leg­is­lador a ECOS.

La baja del pre­cio fue de $ 10 por kilo de azú­car, ya que ante­ri­or­mente valía $ 45 y aho­ra cues­ta $ 35. Según el diputa­do, ALUR puede hac­er eso porque tiene “la espal­da” del Esta­do y de los con­tribuyentes. “Es una empre­sa que siem­pre dio pér­di­das, pero no depende de su resul­ta­do económi­co para sub­si­s­tir como sí lo hace Azu­car­l­i­tos”.

Con­sul­ta­do sobre si esta situación favorece a la población, Oliv­era recono­ció que sí porque se puede com­prar el azú­car a un mejor pre­cio. De todas for­mas, dijo que se tra­ta de un mer­ca­do inflex­i­ble porque la gente com­pra la mis­ma can­ti­dad aunque el pro­duc­to esté más bara­to.

Además, men­cionó que esta situación pone en ries­go el puesto lab­o­ral de varias per­sonas. “De qué me sirve ten­er el azú­car más bara­to si no ten­go tra­ba­jo”, expre­so.

Fuente: Ecos.