Los cañeros terminarán el año con señales esperanzadoras

Pese a las dificultades, lograron cosechar casi toda su producción

Para el sec­tor de los pro­duc­tores cañeros agru­pa­dos en UCIT (Unión Cañeros Inde­pen­di­entes de Tucumán) la zafra que con­cluye no será una de las mejores. Sin embar­go, la pro­duc­ción indus­tri­al que fue con­tin­ua des­de el arran­ca, y los hechos de que no quede casi caña en pie y se haya tonifi­ca­do el pre­cio del azú­car, lle­van algo de aliv­io y “esper­an­za de que mejoren las cosas” con vista a la próx­i­ma cam­paña, ase­guró su pres­i­dente, Ser­gio Fara.

“Los cañeros de UCIT prác­ti­ca­mente no tienen casi caña en pie y vemos que esta zafra ter­mi­nará en el momen­to que las llu­vias se repi­tan”, indicó. “Después de los tropiezos ini­ciales con las llu­vias, cuan­do no hubo inter­rup­ciones en la fab­ri­cación por la fal­ta de piso para sacar las cose­chas, no se inter­rumpió la molien­da y eso jugó a favor nue­stro”, resaltó.

Con­sul­ta­do sobre las críti­cas a las cifras ofi­ciales que sobre la pro­duc­ción azu­car­era mane­ja el Insti­tu­to de Pro­mo­ción de Azú­car y Alco­hol de Tucumán (Ipaat), Fara pre­cisó que los con­troles son rig­urosos, “lo mejor que se puede”, y que se tra­ba­ja “tratan­do de que no que­den dudas sobre lo que se infor­ma”.

Al respec­to, apun­tó que la admin­is­tración del Ipaat está a car­go de dis­tin­tos fac­tores azu­careros, y que los números los apor­tan los inge­nios. Y aprovechó la ocasión para criticar a quienes deben apor­tar a su fun­cionamien­to y no cumpli­eron con los mon­tos com­pro­meti­dos.

Sobre el avance de la cosecha, Fara indicó que el informe del INTA Famail­lá pre­cisa una super­fi­cie sem­bra­da de 258.000 hec­táreas, mien­tras que la Estación Exper­i­men­tal Obis­po Colom­bres en su parte prezafra, estimó un área de 278.000 ha plan­tadas, y una pro­duc­ción de azú­car cer­cana a 1,6 mil­lón de t.

En cuan­to a la tonifi­cación del pre­cio del azú­car, el tit­u­lar de UCIT pon­deró el hecho que ben­e­fi­cia a todo el sec­tor, pero lamen­tó que por la cri­sis y los cos­tos de finan­ciamien­to del mini­fundista, se ade­lan­taran algu­nas ven­tas.

“Hoy nue­stro prob­le­ma son los insumos dolar­iza­dos con­tra el pre­cio del azú­car en pesos que, dicho sea de paso, no acom­pañó la inflación”, resaltó.

Fuente: La Gac­eta.