PARO DEL CAMPO | La Federación Económica de Tucumán emitió una serie de medidas urgentes que se deberían tomar

La entidad señaló las dificultades más apremiantes, presentes en el marco de gran incertidumbre económico-social que afecta a todo el País.

El comité ejec­u­ti­vo de la Fed­eración Económi­ca de Tucumán se man­i­festó en relación a las Jor­nadas de Protes­tas del Paro Agropecuario Nacional, seña­lan­do las difi­cul­tades más apremi­antes, pre­sentes en el mar­co de gran incer­tidum­bre económi­co-social que afec­ta a todo el País.

En este sen­ti­do, «cabe señalar cuáles son las prin­ci­pales medi­das guber­na­men­tales, que esti­mamos, con­tribuirán a gener­ar un cli­ma favor­able al desar­rol­lo del Agro Tucumano«, dijeron des­de la enti­dad.

Medidas

  • Avan­zar en la reduc­ción del déficit fis­cal y la emisión mon­e­taria, con la final­i­dad de reducir estruc­tural­mente la inflación.
  • Reduc­ción de la pre­sión trib­u­taria.
  • Ase­gu­rar que el sec­tor agrí­co­la pue­da ten­er acce­so nor­mal a las divisas para la importación de insumos y equipamien­tos.
  • Tomar las medi­das ade­cuadas para reducir la alta brecha cam­biaria actu­al, la cual impacta, bajan­do fuerte­mente los ingre­sos de los pro­duc­tores agropecuar­ios.

«Mien­tras se avan­za en el obje­ti­vo expre­sa­do ante­ri­or­mente, es imper­a­ti­vo per­mi­tir que las pro­duc­ciones agropecuar­ias de las Economías Regionales, puedan liq­uidar una por­ción de sus divisas de exporta­ciones en el mer­ca­do libre, tal como está pre­vis­to para el sec­tor petrolero», expli­caron.

Además, la FET men­cionó otras medi­das urgentes que se deberían tomar:

  • Instru­men­tar el incre­men­to de los por­centa­jes de alco­hol en las mez­clas con naf­tas.
  • Autor­izar el con­sumo de alco­hol hidrata­do puro sin mez­cla como com­bustibles para vehícu­los auto­mo­tores.
  • Autor­izar el uso del Biodiesel sin mez­clas como com­bustible para vehícu­los auto­mo­tores.
  • Reducir a un mín­i­mo razon­able las reten­ciones a las exporta­ciones.
  • Acciones conc­re­tas para evi­tar los deli­tos rurales, como robos y usurpa­ciones.

Fuente: Sue­na a Cam­po.